Busca en el blog

Este blog está en obras, así que podrás encontrarte algún error. ¡Siento las molestias!

Seguidores

¿Qué hizo que empezara a no quererme? | Historia de una relación tóxica - Parte 2

miércoles, 13 de septiembre de 2017

En la anterior entrada lo había dejado en la sorpresa que me tenía en su casa, pero no fui, le dije que no podía ir así por la vida (aún no entiendo de donde saque esa fuerza) y entre en la autoescuela. Hice unos tests, y me fui a mi casa. Obviamente él ya no estaba cuando salí.

Que te den positivismo

miércoles, 6 de septiembre de 2017

Hay gente que no diferencia el ser positivo con ser optimista y puede que realista, según el caso. Y eso a mi me mata por dentro, me envenena y hace que quiera ver arder sus pequeños cerebros llenos de tonterías.


¿Qué hizo que empezara a no quererme? | Historia de una relación tóxica - Parte 1

jueves, 31 de agosto de 2017

Lo cierto es que siempre me han afectado las criticas de "estás gorda", "eres muy fea", etc. Lloraba, lloraba mucho, aún siguen afectándome, pero quizás a menor medida ¿Por qué? Porque me quiero y me valoro más, y también, para que mentir, porque tengo en mi vida, por fin, a gente maravillosa que me ama por quien soy, por todo lo que valgo y me lo hace ver día a día. Y sé que siempre dicen "si no te quieres a ti misma nadie podrá hacerlo" y en parte, he de admitir que eso es mentira, pero quizás un día os cuente un poco porque pienso eso, ahora quiero contarles porque no me aceptaba, porque me afectaba lo que decían de mi y sobre todo quienes lo decían.

Tenía "amigas" que me decían, "las feas también tienen derecho a vivir, tranquila", un comentario bastante feo, la verdad. Y me afectaba, claro que lo hacía, sobre todo cuando me decían que no me decían de salir con ellas porque les espantaba a los posibles ligues. También dolía, pero soy una persona altamente manipulable, y hacían conmigo lo que querían, para que mentir.

Superación | Agorafobia (1)

jueves, 27 de julio de 2017


Quien me conoce sabe que sufro mil fobias y una de ellas es agorafobia. Sí tengo pánico a salir sola a la calle y a dejar mi "área de confort". (y si no, pues ya lo sabe) Pero ayer pude dar un paso más con todo esto que estoy consiguiendo en estos últimos tres meses.

Me fui sola a pasear, en un lugar que no conozco. Bueno, resumo: me fui a la zona donde trabaja mi chico, vamos que me llevó él, y luego a casa vine con él, pero también es un paso, por todo lo demás que conseguí. Y es un paso enorme porque me fui sola a pasear por toda la avenida de la playa, por callejuelas que no sabía a donde daban, me senté en un parque, me tumbé en el césped y me quedé allí ya agotada de tanto caminar durante dos horas por calles, avenidas y de ver gente disfrutando de la playa. Me acabé el libro que justo empecé allí. disfrute, sonreí y fue feliz. E hice una amiga, una hormiga llamada Cuqui, que no maté y me lo agradeció llamando a toda su familia para que me conociera xD


Me siento orgullosa de mi misma con cada paso, puede que unos me cuesten más, como puede ser no haber llevado ropa veraniega o quizás el bañador para darme un chapuzón (pero eso no sé si algún día lograré hacerlo, porque como comenté en una entrada mi falta de vista tan jodida me impide meterme en la playa sola) y puede que otros me cuesten mucho menos, como es andar sola por calles y lugares que no conozco de nada. Pero lo importante es lograr cada pequeño paso, y saber que puedo con todo.

¿Siguiente reto? Ir de nuevo a la playa, tumbarme al sol. Disfrutar y vivir. También quiero volver otro día a ir allí, pero sola, hacer lo mismo y no morirme de calor por la ropa que tapa casi toda mi piel.


PD: Próximamente haré un vídeo contando mejor esta experencia, para dar algunos trucos a todos los que pasan por esta fobia.

Eres guapa de cara

martes, 25 de julio de 2017

¿Cuántas veces te han dicho eso?
"Eres muy guapa de cara" ¿Qué pasa que de hombros soy fea? ¿Tengo manos horribles? ¿Mis piernas son patas de elefante? ¿Mis curvas son flotadores? Vaya, si, lo son, pero son preciosos flotadores que me hacen ser feliz.
Realmente a mi esta frase no me la han dicho nunca. Debe ser que de cara soy más fea aún que de cuerpo.

Y me siento extraña. TODAS las chicas gordis que conozco dicen que le han dicho eso varios millones de veces en su vida, pero a mi no. Y me da que pensar.
¿Realmente se lo dicen a todas? ¿lo dirán muchas para sentirte parte de ese grupo de chicas que sufren gordofobia? ¿soy tan fea de cara que soy la única del mundo a la que no le han dicho eso?

Por favor, si eres de esas gordis que nunca le han dicho esa frase tan horrible, escríbeme, podemos crear un club: "Yo, ni de cara soy guapa" 

La hipocresía del "Tenemos que aceptar a todo el mundo como es"

miércoles, 19 de julio de 2017


Miles, millones de páginas, de cuentas en redes sociales que hacen un llamamiento para que aceptemos a los demás como son, con sus defectos físicos, su belleza en si y mi opinión sobre muchos de ellos es: HIPOCRESÍA PURA Y DURA.

¿Por qué llegó a esta conclusión? Es muy fácil. Yo (vamos a ponerme como ejemplo, pero podría nombrar a muchísimas chicas preciosas con kilos de más, de menos, con complejos, en momentos de superación, etc. etc. etc.) Subo una foto a Instagram, donde cuento mis pasos gigantes, duros, de superación, del día a día con mis complejos, mis fobias, mis mierdas, y sí, muchos me animan, me escriben cosas preciosas, pero jamás saldré en ninguna cuenta que promueva el querernos tal y como somos, la superación personal, de empezar a valorarnos. Y no hablo solamente de grandes cuentas, porque obviamente esas suben cuentas de otras chicas que tienen miles de seguidores porque así ambas cuentas ganan. Hablo de cuentas pequeñas, que gritan a los cuatro vientos que aceptan a todo el mundo como es, que van dejando mensajes de positivismo pero luego, a la hora de la verdad solamente aceptan y compartes a "las mismas de siempre".

Y duele, duele ver tanta hipocresía, porque dicen que debemos aceptarnos como somos, nuestros defectos, nuestra belleza sea como sea. Porque somos bellos con kilos de más, de menos, con estrías, con cicatrices, marcas de guerra, con arrugas, canas, pelos donde no deberían haber (según algunos) pero luego... Luego nos critican, a las espaldas, claro, y no sólo eso, vuelvo a repetir lo de antes, mucho mensajito lleno de positivismo a tope de power, pero SIEMPRE comparten y nombran a "las de siempre" y gente como yo (repito que podría nombrar a bellezas pero prefiero hablar de mi, para no crear polémicas)  se queda en las sombras, sin ser conocida ni valorada, porque señores merezco un monumento con todo lo que estoy logrando.

Aclaro, antes de que vengan con quejas (que aquí Doña Quejica soy yo) que no necesito la aprobación de nadie, porque esto de valorarme lo hago porque lo merezco, porque soy bella con mis kilos de más, mis pelos, mis canas, mis arrugas y mi yo al completo. Pero a veces ayuda ver que otros te dan pequeños empujones de grandeza. (Repito que a mi y a mas bellezas que hay en las redes que están como yo, empezando a quererse y valorarse, gente que ha conseguido cosas maravillosas aprendiendo a valorarse.)

Y por eso me parecen unos hipócritas, porque si aceptas a todo el mundo, deberías apoyar a todo el mundo no a esas personas que ya tienen miles de seguidores, y que se nota de lejos que es falsedad pura y dura.


Está claro que la gente prefiere los jodidos números. Más seguidores, mas credibilidad y más gente hipócrita aparece. Mientras que menos seguidores, no se te valora y más abres los ojos para ver la hipocresía de la gente.

Si yo comparto mis fotos y mis complejos lo hago para dar pena, si lo hace alguien con mil seguidores "¡Oh, que enorme eres por aceptarte como eres!".

Y con esto y una coca-cola les digo que se valoren por como son, que si nadie los apoya no se dejen vencer, podemos con esto y con todo lo que nos pongan.

He ido a la playa, con miles de complejos
y se han ahogado

lunes, 17 de julio de 2017

Cuando no te quieres, dar pequeños pasos es algo muy importante y para mi el pasado viernes fue un día MUY importante.
Lo que para muchos/as es algo normal, ponerse ropa de baño, ir a la playa, darse chapuzones, reír, ser feliz, para mi siempre fue una tortura, por eso hace muchísimos años decidí dejar de ir a la playa. Lo que quiere decir que llevo mucho tiempo sin disfrutar de grandes playas que hay en mi tierra, Canarias.
Unos/as deseando poder tenerlas cercas y yo deseando estar lejos.

Pero el viernes me arme de valor, me puse un bikini, deportivo, pero bikini (lo tenía de cuando estudié Quiromasaje) un vestido con escotazo, y sin soltar la mano de mi chico nos fuimos a una playa que hay muy cerca de donde vivimos ahora.
Me lo pensé, quería irme, no lo niego, pero él me dijo "Vamos, yo estoy contigo". Y bajamos el pequeño camino que lleva hasta la playa (una playa muy pequeña, pero que para mi suponía un gran desafío) y allí me costó quitarme el vestido, tampoco puedo mentir. Pero lo hice y aseguro que no quise que la tierra me engullera, me sentía bien, con ganas de disfrutar.

Y de nuevo, agarrada de su mano (sin gafas no veo NADA, y necesito que me guíen) me metí en el frío agua del Atlántico.

Maravilloso momento, sentir las olas (aunque me dé mucho miedo el mar, no sé si tengo un trauma de cuando era niña o es porque no veo nada sin gafas y todo da más "impresión") meterme bajo ellas, saltarlas, tener una mano en todo momento.

Sin duda alguna un momento que quiero volver a repetir mil veces más.


Así que puedo decir orgullosa de mi misma que he superado otro reto.

PD: Tengo que darle las gracias INFINITAS a mi chico.